Consideraciones a tomar en cuenta cuando realice operaciones con tarjetas de crédito

DEBE SABER que las entidades financieras tienen PROHIBIDO por mandato legal emitir tarjeta de crédito u otros productos o servicios financieros, que el cliente no haya solicitado previamente. (Literal c, Art. 20 Ley de Protección al Consumidor); así como condicionar la contratación a que el consumidor firme en BLANCO letras de cambio, pagarés, facturas o cualquier otro documento de obligación (Literal b, Art. 18, Ley de Protección al Consumidor)

RECUERDE que un manejo adecuado de la tarjeta de crédito representa un BENEFICIO FINANCIERO, siempre y cuando usted pague el saldo total al vencimiento

PREGUNTE cuál es el funcionamiento de la FECHA DE CORTE Y FECHA DE PAGO para que usted esté consiente de hacer pagos con la debida oportunidad y no le cobren intereses moratorios ni le cobren la cuota por mora.

NO PAGAR o hacerlo con atraso, al igual que SOBREPASAR el límite autorizado, puede costarle mucho dinero en concepto de recargos.

DEJE DE USAR la tarjeta de crédito que cobra mayor tasa de interés, entréguela a la entidad para su destrucción.

SI REQUIERE tarjeta adicional recuerde que usted será el RESPONSABLE del pago de la misma.

COBROS INDEBIDOS consulte con la entidad financiera cuál es el tratamiento a los cobros indebidos y tiempo para su resolución. PREGUNTE si dichos cobros devengarán o no intereses, en tanto no se resuelva el reclamo.

EN CASO DE ROBO O EXTRAVÍO consulte su contrato pues en él aparecen cláusulas de los LÍMITES de responsabilidad suyos y de la entidad. AVISE inmediatamente al teléfono que la entidad le ha indicado, en donde le asignarán un número de gestión y la cuenta se bloqueará automáticamente.

¿Sabe cómo manejar su tarjeta de crédito?

Las tarjetas de crédito, o “dinero plástico”, le pueden ayudar a salir de un apuro para adquirir en forma inmediata bienes y servicios, o porque le evita cargar dinero en efectivo.

Pero pueden convertirse en un problema si no se sabe como manejarlas, pues existe el peligro de gastar más de lo previsto, o de pagar un precio más alto por un bien adquirido con tarjeta de crédito, debido a los intereses que se cobran. Recuerde que la tarjeta de crédito es en realidad un préstamo que una institución emisora le extiende a un usuario, y debe pagar intereses por ello, en un plazo estipulado.

Por tal razón, tenga en cuenta un par de consejos que le servirán para manejar su tarjeta de crédito, tanto si ya posee una, como si piensa adquirirla por primera vez.

1- Reflexione si es necesario tener más de una tarjeta. No se niegan los beneficios de una línea de crédito abierta para comprar bienes o servicios, pero una única tarjeta permite un más fácil control de sus gastos y transacciones efectuadas.
2- Acepte una segunda tarjeta si tiene la plena seguridad de que la podrá manejar en forma adecuada, sin incurrir en altísimas deudas.
3- Para sacar un mejor provecho de su tarjeta, utilícela sólo para hacer ciertos pagos, no la use para cancelar todo lo que compra, porque podrá endeudarse más allá de lo que puede pagar.
4- Cuide de que los gastos hechos con su tarjeta no sean mayores que los de su presupuesto mensual.
5- Es recomendable que los pagos hechos con tarjeta de crédito correspondan a los que se hacen mensualmente: colegiaturas, supermercados, tarifas por servicios, cuotas de hipotecas, entre otros.

No pague intereses adicionales

Normalmente, al usar tarjeta de crédito, usted tiene alrededor de 25 días después de la fecha de corte para pagar de contado el monto del bien que compró. Si opta por este pago, no pagará intereses, pero si las facturas no son canceladas en la fecha de vencimiento, el saldo pendiente sí genera intereses, y en muchas ocasiones, hasta mora.

También puede decidirse por pagar por cuotas, abonando un pago mínimo mensual. Lo recomendable en este caso es cancelar un valor superior al mínimo exigido, si es posible, hasta el doble de esa cantidad.

Es también muy recomendable conservar todos los comprobantes, o “vouchers”, de compras que haya realizado para compararlos con el estado de cuenta que le envía el ente emisor mes a mes. Así podrá saber si le están cobrando de más o si le cargaron algo que realmente no compró. En todo caso, tiene derecho a reclamar a la institución emisora por un cargo indebido.

Elementos a considerar en el manejo de su tarjeta de crédito

Es fundamental que no firme comprobantes (vouchers) o documentos en blanco. Además, verifique que en su estado de cuenta aparezcan los abonos que hace regularmente.

Es importante conocer que si usted, como tarjetahabiente, paga todo su saldo antes de la fecha de corte, no pagará intereses por financiamiento.

En caso de que un usuario llegue al límite de crédito en su tarjeta, se sugiere hacer un préstamo bancario para cancelar el saldo, pagar con el sobregiro de la cuenta corriente, o no usar la tarjeta.

También es importante que en caso de robo o extravío de su tarjeta de crédito, reporte inmediatamente el hecho y su número de tarjeta al organismo emisor.

Test para el usuario de tarjetas de crédito

1- Durante los fines de semana, sale a celebrar con sus amigos y paga con tarjeta de crédito? Sí No.
2- Luego de haber degustado una comida, cancela usted la cuenta con plástico? Sí No.
3- Estima que sus necesidades de consumo no pueden llenarse con una sola tarjeta y adquiere dos o más? Sí No.
4- Está acostumbrado a pagar un día o varios días después de la fecha de corte? Sí No.
5- Cuando va al supermercado, llena la carretilla de víveres y los financia siempre con su tarjeta de crédito? Sí No.
6- Revisa mensualmente los cargos que le aparecen en su estado de cuenta, para corroborar que no le hayan cobrado cosas que no compró o para ver si le cobraron de más? Sí No.
7- Si usted de vacaciones o de viaje, y encuentra una oferta irresistible, pero no tiene efectivo para pagarlo al contado, ¿cree correcto pagarlo con tarjeta de crédito? Sí No.
8- Está consiente de cuál es el pago mínimo que debe realizar, la fecha límite de pago, el límite de crédito, el crédito disponible y el pago de comisiones? Sí No.
9- Imagine que usted está en casa y a un familiar le ocurre una emergencia médica, obligándole a correr al hospital. ¿Paga con tarjeta de crédito por la facilidad que le ofrece? Sí No.

Si respondió con un sí a las primeras cinco preguntas, usted es un peligroso usuario de tarjetas de crédito y corre el riesgo de contraer problemas financieros.

Si respondió con un no a las últimas cuatro preguntas, puede usted ser una persona desordenada en sus finanzas personales y debe revisar sus criterios de gasto.